jueves, 12 de junio de 2014

EL CACIQUISMO DE NUESTROS LIDERES POLITICOS

En el momento que decidí crear este blog mi idea primordial era dedicarlo a temas literarios. Hoy debo de dar un pequeño giro y romper, aunque sea un poco, el pacto que me hice a mi mismo en el instante que comencé  mis escritos. Quiero pedir sinceras disculpas a todas esas personas que me han seguido fielmente durante este corto periodo de tiempo que llevo en la red por cambiar de tema en esta ocasión.
Hoy no tengo más remedio que hablar de política. Seguramente seré tonto, quizá después de explicar mis argumentos alguno pueda pensar qué razón llevas Carlos: ERES TONTO DE REMATE, ó  algún agravio peor.
Pero  después de dar mil vueltas a mi cabeza, llegando casi al mareo y al vomito, me sigue pareciendo una aberración ver como los lideres que tenemos en este país promulguen a capa y espada la palabra democracia y dentro de sus partidos pongan el grito en el cielo cuando un diputado no está de acuerdo con las pautas marcadas por sus líderes.
Ayer tenemos un ejemplo claro, la votación que hubo en el Congreso de los Diputados sobre la ley de abdicación de su majestad el Rey D. Juan Carlos I de Borbón. Los diputados del PSOE Odón Elorza, Guillem García y Paloma Rodríguez Vázquez pueden ser multados por romper la disciplina de su partido, el primero por abstenerse y los otros dos por no estar presentes en el momento de la votación.
Parece un chiste, pero no lo es. Estas personas tuvieron que pedir libertad de voto y la dirección se negó. Un bonito ejemplo de democracia “sin duda alguna”.
Siento vergüenza y una profunda tristeza ver que después de tantos años la libertad y el respeto no están consolidados al cien por cien. Falta un giro de tuerca, bueno dos: primero que se dejen de monsergas y respeten la opinión de todo el mundo y segundo que no  olviden el principal motivo de estar en el hemiciclo. Me produce hastío ver como los líderes que nos representan, independientemente de su color político, emplean la dictadura y la hipocresía, como si pensaran que todos nosotros no nos enteramos de nada.
Vuelvo a incidir en lo mismo, seré corto de entendederas, pero alguien me puede decir que puede enseñarme la mayoría de los políticos de este país sobre la palabra Democracia.
Según la Real Academia de la Lengua la palabra DEMOCRACIA significa: “Doctrina política según la cual la soberanía reside en el pueblo, que ejerce el poder por medio de representantes elegidos por sufragio universal”
Qué maravilla de concepto, nosotros el pueblo ejercemos el poder, pero ¿qué poder?. ¿Acaso nosotros hemos impuesto una ley de multas para quien no esté de acuerdo con nuestras decisiones?
No quiero ni pretendo que se me tache hacía un lado u otro de cualquier idea política. En todos los partidos soberanos de este país se puede relatar acontecimientos parecidos a los de ayer.
Lo que me duele es la falsedad de todas esas personas que hacen hincapié en la libertad de pensamiento y sin embargo detrás de las puertas del Congreso no permiten bajo ningún concepto que una persona se salga de sus pretensiones, llegando incluso, como todos podemos recordar, a la expulsión fulminante del partido.
La coherencia es uno de los pilares fundamentales de la convivencia, el libre pensamiento de cada cual  se debe de respetar y si alguien no lo percibe, mejor  se vaya y deje su poltrona a otro que si lo distinga.
Señores políticos me gustaría pedirles un favor, dejen las peleas internas, olvídense del poder y pongan acciones que nos ayuden. Hagan  el favor de cumplir su cometido: servir a este gran país anteponiendo tal fin a sus pretensiones personales.